10 curiosidades que no sabías (¿o si?) sobre Chewbacca

Conozcamos un poco mejor a nuestro amigo wookie en el Día de Star Wars.

Noticia: Fotogramas

George Lucas se inspiró en su grande y peludo Malamute de Alaska a la hora de crear al personaje de Chewbacca. Al parecer, al perro le gustaba ir de copiloto cuando el director le llevaba en coche, y mucha gente desde la calle le confundía con una persona (¡!). Por cierto, el can se llamaba Indiana, en honor a otro de los personajes célebres de Lucas: Indiana Jon

 

Más coincidencias caninas: El nombre de Chewbacca deriba de la palabra rusa ‘Sobaka’ (‘собака’), que significa literalmente “perro”. El término ‘wookie’, en cambio, se lo inventó el actor de doblaje Terry McGovern durante la postproducción de la ópera prima como director de George Lucas, ‘THX 1138’ (1971). Haciendo pruebas de micro, McGovern improvisó al azar una frase: “Creo que me acabo de encontrar más de un wookie”… Y de ahí viene el nombre.

 

El actor que ha vestido siempre el traje de Chewbacca, y que repetirá en el episodio VII, es el británico Peter Mayhew, que entonces trabajaba como recepcionista en el Hospital King’s College en Londres. Su gran altura (2,21 m.) y sus enormes pies le hicieron aparecer en un reportaje de la TV local sobre personas con gigantescos números de zapato. Un productor de cine le descubrió allí y le llamó para ofrecerle el papel de minotauro en la película ‘Sinbad y el ojo de tigre’ (Sam Wanamaker, 1977). Uno de los responsables del departamento de caracterización y maquillaje de la película estaba trabajando en aquel momento en el traje de Chewbacca para la primera entrega de ‘Star Wars’, y fue quien le propuso para el personaje. En la imagen vemos a Mayhew junto a Kenny Baker, el hombre que estaba dentro de la carcasa de R2-D2 y que mide 1,12 m.

3882092_640px

Mayhew no fue el primer actor al que se le ofreció el papel. Antes que a él, el rol de Chewbacca fue propuesto a David Prowse, quien finalmente prefirió encarnar a Darth Vader. “La gente suele recordar más a los villanos que a los héroes. Pero en ese momento yo no sabía que iba a tener que llevar una máscara, y que sería otro actor el que le pusiera voz a Darth Vader”, lamentaba tiempo más tarde Prowse.

 

Para obtener la voz de Chewbacca, el diseñador de sonido Bern Burtt utilizó como base la voz de un oso negro del Happy Hollow Zoo de San José (California) llamado Tarik. Después sincronizó sus rugidos con los sonidos de una morsa, un león y un tejón. El idioma que habla Chewbacca, por cierto, se llama ‘shyriiwook’.

 

Para diseñar el traje de Chewbacca, George Lucas contrató a Stuart Freeborn, responsable de la caracterización de los simios de ‘2001: Una odisea del espacio’ (Stanley Kubrick, 1968). Freeborn también había trabajado con Kubrick en ‘¿Teléfono Rojo?, volamos hacia Moscú’ (1964), construyendo la imagen de los tres personajes distintos a los que da vida Peter Sellers en la película. Freeborn también supervisó la creación de Yoda, de Jabba el Hutt y de los Ewoks.

 

Para construir el disfraz de Chewbacca se utilizó auténtico pelo de yak y de conejo sobre una base de mohair, fibra procedente del pelo de la cabra de Angora. Durante el rodaje de ‘El retorno del Jedi’ (1983) se incorporó al traje un sistema de refrigeración con agua, ya que Peter Mayhew debía llevarlo durante muchas horas bajo un insoportable calor.

 

En ‘La Guerra de las Galaxias’ (1977) Chewbacca tiene 200 años. Y muy malas pulgas: No atendía a cualquier indicación que no procediese de Han Solo, y de hecho el primer gesto cariñoso hacia Luke Skywalker no se produce hasta el inicio de ‘El Imperio contraataca’ (1980).

 

¿Tiene familia Chewbacca? Pues según el vapuleado Especial Navideño de 1978 (un show televisivo de la CBS que los fans de la saga desearían no haber visto jamás), sí. En aquel programa conocíamos a su mujer Mallatobuck, a su hijo Lumpawaroo (alias Lumpy) y a su padre Attichitcuk (también conocido como Itchy). El show se emitió tan sólo una vez, el 17 de noviembre de 1978, y a George Lucas le pareció tan espantoso que prohibió que jamás volviera a verse en televisión (lo que no es obstáculo para que lo tengáis enterito en Youtube).

 

Si vosotros tampoco entendisteis porqué al final de ‘La Guerra de las Galaxias’ la princesa Leia conmemoraba con una medalla a Luke Skywalker y a Han Solo por su impagable apoyo a la rebelión, pero dejaba sin premio a Chewbacca, George Lucas improvisó una explicación: “En realidad a los wookies no les importan demasiado las medallas”. Una justificación que no convenció a los fans, que durante años protestaron por este ninguneo al simpático peludo. Fue la MTV quien en la entrega de sus premios de cine de 1997 decidió corregir el agravio otorgándole una medalla en reconocimiento a su carrera cinematográfica. Peter Mayhew, ataviado con el disfraz, acudió a recoger su premio de manos de la mismísima Carrie Fisher.